Puebla, en un sueño.

Realmente Bella, mística y con sabor a sueño.
Así me tocó conocerla.
Mientras caminaba, imaginaba…
Y podía pensar que era el perfecto lugar para encontrarse.
El único lugar que quedó pendiente en mi foursquare y no visité, fue el Callejón de los sapos.
Espero algún día volver.

Desde mi cuarto, Puebla.

Hermosa.

Barrio del artista

La luna desde puebla.

Deja un Comentario

Navegar